“Dentro de algún tiempo, en el disco solar visible se verá un gran orificio en su corona, es decir, una parte relativamente oscura en el disco solar con líneas abiertas del campo magnético, los cuales ahora son visibles en las fotos de la sonda Estéreo. Los agujeros en la corona solar son fuentes de viento solar a alta velocidad, este viento es más veloz en cuatrocientos kilómetros por segundo que el conocido como ′viento tranquilo′”, explicó Bogachev.